La prosopagnosia es un desorden neurológico que se caracteriza por la incapacidad de reconocer rostros humanos. Debido a su naturaleza, está clasificada dentro de los tipos de agnosias visuales, recibiendo el nombre de “agnosia facial” o “ceguera facial”.

¿CUÁLES SON LAS CAUSAS?

Según su origen, encontramos dos tipos de prosopagnosia: evolutiva o adquirida.

  • La prosopagnosia evolutiva, está presente desde el nacimiento, teniendo un origen congénito. Los pacientes con esta afección no logran desarrollar las habilidades de reconocimiento facial a pesar de no mostrar lesiones cerebrales y de tener la visión y memoria normales.
  • La prosopagnosia adquirida, que suele presentarse, principalmexnte, derivada de una lesión cerebral. Puede surgir de patologías como traumatismo craneoencefálico o infecciones que afectan al Sistema Nervioso Central (encefalitis, tumores, meningitis, etc.).

 

¿QUÉ SIGNOS PUEDEN INDICAR PROSOPAGNOSIA?

Actualmente, la prosopagnosia como patología no aparece clasificada dentro del Manual Diagnóstico y Estadístico de los trastornos mentales. No obstante, existen varios signos que identifican la existencia de prosopagnosia:

  • Incapacidad para reconocer a los miembros de la familia, amigos o personas familiares por su rostro.
  • No reconocer a personas familiares en fotografías.
  • Fijarse en características no faciales distintivas (como el peinado, vello facial, cicatrices, etc.) al conocer a personas nuevas o a la hora de reconocerlas posteriormente.
  • Dificultades en el reconocimiento en entornos donde las personas comparten características similares, como uniformes de trabajo o colegio.
  • Confundir o no reconocer a personajes famosos en películas o programas televisivos.